SEÑORÍO DE NEVADA PLATA 2010 Ver más grande

SEÑORÍO DE NEVADA PLATA 2013

Color cereza picota, sin evolución en los bordes, brillante y limpio. En nariz, la fruta roja y negra está muy presente y envuelta en aromas de cueros finos. Ciruelas...

Leer más...

Disponiblidad: En stock

12,60 € / por botella 0.75 l

Al comprar este producto puede obtener hasta puntos de fidelidad.


62,48 € / sin IVA (6 botellas)

Este producto se vende en cajas de 6 botellas

Botellas (Por Caja) 6
Botella 0.75 l
D. Origen Vinos de Calidad de Granada
Tipo de uva Syrah, Merlot

SEÑORÍO DE NEVADA PLATA 2013

Bodega: Bodegas Hacienda Señorío de Nevada.

Nota de cata: Color cereza picota, sin evolución en los bordes, brillante y limpio. En nariz, la fruta roja y negra está muy presente y envuelta en aromas de cueros finos. Ciruelas pasas, recuerdos de aceitunas negras y elegantes vainillas terminan de componer el paisaje olfativo de este vino. Los mismos aromas encontramos en boca. Excelente acidez y taninos nobles. Final de buena persistencia.

Temperatura de servicio óptima: 15º C.

Un maridaje: Cordero al tomillo y arroz pilaf.

Ingredientes: 400 gr. de arroz, 3 cebollas, tomillo, perejil, 90 gr. de mantequilla, 3 vasos grandes de caldo, aceite y sal, 1 kg. de cordero, 1 pimiento verde, 2 zanahorias grandes, 150 gr. de guisantes, perejil fresco, unos dientes de ajo, 2 vasos de vino blanco.

Elaboración:

- Picar el pimiento, las cebollas y las zanahorias y reservar.

- El día anterior, poner en adobo el cordero troceado con unas ramitas de perejil, unos dientes de ajo y aceite y mantenerlo en el frigorífico.

- Preparar una sartén con un buen chorrito de aceite de oliva y sellar la carne agregando poco a poco cuando haya cogido un mínimo de color, las cebollas, el pimiento, los guisantes y las zanahorias. 

- Cuando todo ya se haya pochado y la cebolla haya cambiado de color, agregar dos vasitos de vino blanco y dejar que se evapore. En este momento el cordero estará hecho. 

Para acompañar deberás preparar el arroz pilaf:

- Picar una cebolla y sofreírla en la mantequilla hasta que haya tomado un color bonito dorado.

- Agrega el perejil y el tomillo y luego el arroz, dejando que tome el color del sofrito y su sabor.

- Luego, agregar los vasos de caldo y dejar que el arroz pilaf se haga al fuego fuerte reduciendo el fuego a medida que se consuma el caldo.

Productos Relacionados